Páginas

Bienvenida

Este Blog esta dirigido para todos los Extremeños que viven fuera de su tierra y a todos los simpatizantes de cualquier lugar del mundo.

Espero que todos aportéis y juntos pasemos buenos ratos compartiendo un poquito de nuestras vidas en la Red...

viernes, 30 de septiembre de 2011

Daimuz.

Otoño.
"La soledad del otoño. / Playas desiertas, /sin fin. /
Y perderse, / un momento, / de cualquier día, / de un atardecer. /
¡Ay!, la arena / que acaricia, / el agua que juguetea / con tus pies. /
Y amanecer soñoliento, / con un murmullo, / son las olas / en la orilla al caer".
                                                                                         (Alonso. 30 de septiembre, 2011).

                                                                                          Amanecer en Daimuz.
     Otoño 2009 en Dimuz,  
Frente al mar.
10 de octubre 2009.
(Alonso)

EL OTOÑO.

Es el otoño,
los pájaros se van,
el día es más corto,
el frío empieza ya.
Es el otoño
las hojas caen ya
y una alfombra amarilla
el suelo cubrirá.

...................................................................................

A Tu Orilla

A tu orilla he venido. Tengo un otoño, un pájaro
y una voz desusada. Tú me esperas: un río,
una pasión y un fruto. Y tiene nuestro encuentro
el vuelo, la corriente, seguros, proclamados.

He venido a tu orilla con los brazos tendidos
y ahora ya soy la hierba que no termina nunca,
el barro donde el agua sujeta sus mensajes
y la cuna del cauce para mecer tu sueño.

Dime si estoy pendiente de mi diario trabajo,
si basta a tus oídos mi tristísimo verso
o si a mi sombra vive mejor mayo tu carne.

De tu orilla me iría si ahora me dijeras
que te amo solamente como los hombres aman
o que mi voz te suena como todas las voces.

                                                   José García Nieto.





Vista de Daimuz.
Desde el muro de contención en
 la desembocadura del río Serpis.
Daimuz, 10 octubre, 2009.
(Alonso)


EN OTOÑO.

Los pájaros se van,
buscando el calor.
Las hojas que caen
cambian de color.
El día es más corto
calienta poco el sol,
las setas y las uvas
¡qué ricas que son!

...................................................................


Otoño sin un adios.

Otoño llegó,
como los otros pasados no fue,
transcurrió suave en calentura
y así jugábamos yo y ella inocentes,
surgiendo el amor,el deseo,la unión
...y la separación.

.Pensaba en ese amor de otoño:
sensual en bella mujer,
indagaba si existía o no existía,
¿sublimación!...

El verano se fue de mi mente,
desapareció,así como vino,de repente,
el otoño fue real
sin un adios de esa bella mujer ideal
¡desesperación!

                     Miguel Visurraga Sosa.


No hay comentarios:

Publicar un comentario